EXCURSIÓN 12 JULIO A LA PLAYA

Todos los niños y niñas tienen derecho a una infancia feliz, llena de oportunidades, de juegos y de ocio.

El pasado jueves 12 de julio tuvo lugar la excursión a la playa de Matalascañas con nuestros menores procedentes de cuatro centros de acogida.

La quedada tuvo lugar en el Prado De San Sebastian a las 10 de la mañana donde nos esperaba un autobús con destino Matalascañas. El viaje fue bastante agradable y divertido, en el cual los menores pasaron el viaje cantando canciones, jugando al veo veo, hablando entre ellos, etc.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Al llegar a nuestro destino, aunque el tiempo no fue bastante soleado al principio, algunos de los niñ@s decidieron bañarse y divertirse en el agua mientras que otros comenzaron a cavar un hoyo en la arena, haciendo un trabajo en equipo en el cual las personas educadoras, el voluntariado y las niñas y los niños acabamos participando. Estaban realmente emocionad@s al ver que cuanto más hondo iban cavando el hoyo poco a poco iba apareciendo algo de agua. Hasta que más tarde subió la marea y su “piscina” se llenó por completo, dando lugar a una gran emoción.

 

Poco poco el día fue mejorando, y justo después del almuerzo, en el cual tuvimos la oportunidad de conocernos un poco más y donde hubo bastantes risas y momentos divertidos, ya había salido el sol completamente y no dudaron en meterse en el agua para seguir disfrutando del día.

Eso sí, ¡sin olvidarnos de ponernos protección solar!

 

El día continúo bastante bien e iba mejorando una vez que ya nos íbamos conociendo poco a poco. Jugaban en el agua, en la arena o con un balón, incluso dejaron de lado la vergüenza y comenzaron a bailar montando una coreografía.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Hasta que finalmente llegó la hora de recoger e irnos. Una vez recogido todo nos dirigimos rumbo al autobús de vuelta a Sevilla, en el cual durante el viaje de camino fuimos viendo, a petición de los menores, la película de “Vaiana”, que trata sobre una adolescente sucesora de las islas del sur del Pacifico que atraviesa el océano y explora el mundo para demostrar que es tan valiente como el resto de su familia.

 

Finalmente llegamos a Sevilla, donde tuvo lugar una despedida entre besos y abrazos y esperando con ansias la próxima salida para vernos de nuevo.

 

En definitiva, fue un gran día en el cual se conoció a gente nueva, nos divertimos muchísimo, disfrutamos del buen tiempo que nos acompaño ese día y fue una experiencia realmente increíble.

Como siempre Autocares Rosmat nos llevo con mucho cariño y un buen precio como parte de su Responsabilidad Social Corporativa. Damos las gracias a Juan, el conductor, por su profesionalidad y entrega.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *